PRESENTACIÓN

Desde Gaiteros Ezpelur llevamos mas de treinta años trabajando por la cultura y el folclore de Navarra. En esta ocasión queremos dar a conocer nuestra nueva comparsa txiki, compuesta por cuatro gigantes y dos cabezudos.

¿POR QUÉ ESTA COMPARSA?

Desde hace años venimos observando un vacío en las fiestas de las localidades más pequeñas de Navarra, ya que son escasas las actividades y entretenimientos para los niños y niñas. Por este motivo, y siendo una tradición que cada día resulta más atractiva para los mas pequeños creímos interesante la realización de estas figuras, para poder ser bailadas junto con el acompañamiento musical de Gaiteros Ezpelur por las localidades que así lo deseen.

OBJETIVOS

  • Favorecer la participación de jóvenes de 9 a 14 años a través de su participación en la Comparsa Txiki.
  • Seguir impulsando la escuela de baile mediante su formación en la materia para jóvenes de Barañain de 9 a 14 años.
  • Fomentar la cultura tradicional entre los jóvenes.
  • Dar un mayor valor a la Agenda cultural de Barañain a través de esta Comparsa creada por una Asociación de Barañain por y para Barañain.

LOS PERSONAJES

Desde Gaiteros Ezpelur pensamos que los personajes a representar debían formar parte de nuestro folclore, ayudando de esta manera a su divulgación y conocimiento, además de ser unas figuras elegantes y vistosas en el baile. Es por ello que escogimos cuatro personajes tan representativos del folclore navarro como son el Bobo y el danzante de Ochagavía por una parte y el roncalés y la roncalesa por otra, mientras que la pareja de cabezudos que los acompañan son dos célebres personajes del carnaval de Barañáin, Jacobo de Licras y el Txatxo.

Los danzantes de Ochagavía junto con el Bobo celebran cada 8 de septiembre, ante la ermita de Muskilda, una antigua liturgia enmarcada dentro de la Natividad de la Virgen, coincidiendo con el final de la época de las cosechas. El ciclo de danzas está compuesto por cuatro danzas de palos, la pañolo dantza y la jota, siendo uno de los pocos dances conservados en nuestra comunidad, ya que antiguamente la gran mayoría de localidades tenían su dance en el que diferentes personajes bailaban como parte de la liturgia de los días grandes.

En el Valle de Roncal, el más oriental del Pirineo navarro, se conservan los típicos indumentos del valle, siendo la indumentaria de los roncaleses los más elegantes de nuestra comunidad. Declarados trajes oficiales de Navarra, sus vivos colores y ricas telas hacen de estas vestimentas unos trajes apropiados para ser representados en forma de gigante.